Lectores

3 abr. 2011

Cuanto cuesta ese libro?! Es una broma? jeje...o no? *o*

Hola a todos/as

Ayer estuve en una librería comprando los libros del sorteo. Aquí están en mi habitación muy tranquilos, custodiados por Santa Claus, que en cuanto ve un papel de regalo se cree que es Navidad. El pobre, está desempleado últimamente. Bueno, pues supongo que los libros viajarán la próxima semana a casa de Shayra.



La cuestión es que  mientras estaba en la librería no pude dejar de asombrarme por el precio de los libros, sobre todo de los que son para jóvenes que fueron en los que concentré mi atención. Y sentí rabia. Mucha. Grrrr.
Empecemos por el principio. Hay una frase que escucho a cada rato y que parece que le han puesto un sello.  Los jóvenes dominicanos no leen. A ellos nos les interesa la lectura, no tocan un libro ni de broma. Bien, me gustaría saber como van a leer si en cualquier librería un libro cuesta 1000 pesos. Me refiero a libros con portadas llamativas, con historias protagonizadas por adolescentes que disfrutan y sufren los mismos problemas que ellos y con los cuales se pueden sentir identificados. Me refiero a libros nuevecitos, con olor a tinta todavía. Literatura juvenil de la buena. De la que te atrapa y no puedes dejar el libro hasta las 4 de la mañana.
El salario mínimo es de 5 000 pesos. Y un libro cuesta 1000. Qué joven dominicano puede comprar ese libro? Ninguno. Bueno sí, los de la clase alta, los pudientes. A los demás se les sigue poniendo en cuño de que no les interesa leer. Que bonito, no?
Y por otro lado existen los libreros de viejo. Pero allí, (he visitado varios), jamás de los jamases encontrarás un libro usado de Los juegos del hambre, o de Hush Hush, o de lo que sea, allí solo hay libros de historia, de ciencias políticas y sociales, y tal vez, los clásicos de siempre. Y es comprensible. Para llegar al librero de viejo, el libro tiene que haber culminado un círculo, y como ese círculo no se abrió en ningún momento, tampoco se cierra. 
Ah, los clásicos. Como me decía ayer mi amigo M. A. tan amante de la lectura como yo, tendrán que leer los clásicos. Sí, quien puede poner en duda que a los clásicos hay que leerlos, pero un joven que no tiene un buen hábito lector puede entrar más fácil al universo literario de la mano de una historia como Crepúsculo por ejemplo, y luego, una vez que esa chispa se ha encendido seguirá leyendo, queriendo saber más, habrá descubierto el fabuloso mundo que se había perdido. Seguirá aumentando su nivel cultura e intelectual.  Y puede terminar leyendo El Ulises de Joyce. Pero para llegar ahí hace falta un entrenamiento, un proceso.
Otro punto aparte sería hablar del servicio de las bibliotecas públicas. Hay que empezar diciendo que el catálogo de esas bibliotecas en cuestión de literatura juvenil....corramos un velo piadoso sobre este aspecto...
De aquí solo se salvan algunas como la biblioteca donde trabajo, y donde un joven puede encontrar un libro de Laura Gallego, o un ejemplar de El niño de cementerio de Neil Gadman, o muchos de Jordi Sierra i Fabra o Ghostgirl de Tonya Hurley.
Doy fé, porque lo he vivido en carne propia, durante estos dos años que he tenido el privilegio de trabajar con chicos que tienen entre 13 y 18 años, que a los jóvenes sí les interesa leer. Y formar un lector es más fácil de lo que parece si se tienen recursos, si te tienen las ganas suficientes para hacerlo, si se tiene pasión por los libros y se comunica junto con la información, esa pasión.
Publicar un comentario